lunes, 13 de septiembre de 2010

El robo a Serbia en semis ante Turquía (Video)

Épico partido entre Turquía y Serbia en las semifinales del Mundial Turquía 2010. Con el equipo visitante en ventaja de 1 punto, repone el local a falta de 4 segundos. Tunceri recibe sobre la banda y emprende su viaje hasta el aro en soledad para anotar la bandeja, coronarse como el gran heroe de la afición turca y poner a su equipo por primera vez en la final de un Mundial.
Posteriormente, los serbios se quejaron agriamente de los cobros localistas del trio arbitral que estaba compuesto por el argentino Estevez, el portorriqueño Citrón y... Reinaldo Mercedes! el viejo conocido por todos los argentinos que en Indianapolis 2002 se tragó el silbato y no pitó una clara falta a Hugo Sconochini en el epílogo de la final, que le hubiera dado dos tiros libres al jugador argentino para alcanzar la victoria (minuto 5:10 del video):



Ocho años despues el destino quiso que Mercedes volviera a ser protagonista de un fallo no cobrado pero en esta ocasión en contra de los serbios. El video siguiente es de un aficinado que pudo grabar la última posesión del ataque turco frente a Serbia desde un lugar de privilegio y desde un ángulo que la televisión mundial no pudo captar. Sobran las palabras:



En la jugada se ve claramente como Tunceri pisa la línea con el balón en las manos. El arbitro con mejor visión es Citrón (en la línea de fondo) y Mercedes es el que está en mitad de cancha. ¿Se tragaron nuevamente el silbato?

3 comentarios:

Óscar Gaspar dijo...

Cierto, pisó la línea.

En la jugada posterior Serbia recibe falta pero ya se sabe... Hay que tenerlos muy bien puestos para pitar personal a falta de 0,5 del equipo turco con 15.000 personas apoyándolos en la grada.

YOGUI dijo...

Es imposible que el arbitro que está en la línea de fondo no vea el pie pisando la línea lateral...

no importa quien soy dijo...

que buen video!!!!

clarito!!!

igual acá el caradura no es Mercedes... El de línea de fondo tenía todo para verlo!!!!

También me llama la atención, que la TV, con mil cámaras, no haya visto esto!

Buen material!